Carlos Correa, boxeador de Morona Santiago enfrentó a un campeón mundial en Perú

Número de Vistas: 373

La noche del sábado 05 de diciembre del 2020, el deportista ecuatoriano oriundo de Morona Santiago, Carlos Correa dio una gran pelea contra un campeón mundial de box en Lima, Perú.

Con humildad, de forma silenciosa y sin ningún apoyo institucional, Carlos Correa brindó un gran combate a la afición deportiva, contra Ricardo “Cacique” Astuvilca, peruano que se consagró como campeón mundial gold de peso mosca de la AMB en el año 2019. El evento fue transmitido por la cadena de televisión ATV

Astulvilca quien busca nuevamente validar su título (actualmente es 10mo de la clasificación mundial de la AMB) en la búsqueda de volver a la cúspide enfrentó al púgil ecuatoriano, el cual también anhela llegar al peldaño más alto de la Asociación Mundial de Boxeo.

Tras intensos 6 asaltos, el anfitrión ganó por decisión unánime de los jueces la pelea, sin embargo la puntuación estuvo muy ajustada, a tal punto que el campeón mundial tras bastidores otorgó el trofeo a Correa.

UNA HISTORIA DE SACRIFICIO Y PERSEVERANCIA.

El pequeño (1,58m) pero aguerrido boxeador de Morona Santiago, Carlos Fabián Correa Samaniego, pesa 108 libras. Pelea por cuarta ocasión en Perú y ya ha disputado 16 combates oficiales en su carrera profesional.

Pero su camino ha sido silencioso y olvidado por las instituciones o autoridades. Por ejemplo, para poder viajar a Lima, Carlos tuvo que aparte de entrenar diariamente, realizar diferentes trabajos con el objetivo de reunir los recursos necesarios para el viaje.

“Limpiar el monte de algún terreno, pintar casas, hacer arreglos y más” fueron algunas de las actividades con las que fruto de su propio esfuerzo pudo financiarse su pasaje al sur.

Además del duro camino previo a esta gran pelea, Correa viajó hasta Lima alrededor de 25 horas en bus, es así que llegó el pasado miércoles 2 de diciembre hasta la capital peruana.

Con lo que le pagan por la pelea, apenas le alcanza para gastos de logística, como hospedaje, alimentación. La situación no es fácil, pero continúa porque el box es su pasión.

El pugilista moronense lleva dedicándose ya 23 años al box y conserva un importante registro de peleas nacionales e internacionales. “No voy a dejar de perseguir mi sueño”, comentó a Exprésate Morona Santiago, vía telefónica.

Con su carrera deportiva además quiere transmitir a los jóvenes de la provincia la importancia de ser perseverantes y jamás renunciar.

En enero del 2021, Carlos tendrá un nuevo reto con los mejores exponentes. Seguirá en el camino para ascender algún momento al título del mundo.