Morona Santiago; La civilización que surgió hace 2.500 años en las faldas del volcán Sangay

Número de Vistas: 228

En la provincia de Morona Santiago creció, se desarrolló y desapareció inexplicablemente la cultura precolombina más grande descubierta en la Amazonía.

 

En las faldas del volcán Sangay, en la provincia de Morona Santiago, creció, se desarrolló y desapareció inexplicablemente la cultura precolombina más grande descubierta en la Amazonía.

 

Hasta hace poco tiempo se pensaba que esta área fue un lugar inhóspito, sin embargo, hace un año la revista Science publicó un estudio que confirmó que hace 2 500 años se asentó en el valle del río Upano una población que puede ser considerada ancestral en Ecuador.

 

Su territorio se extendió desde Ampush Alto hasta lo que hoy es Macas. La comunidad se extendió en unos 300 kilómetros cuadrados, un área seis veces mayor a Quito. Ahí hubo casas, caminos, centros ceremoniales y tolas.

 Civilización ancestral se asentó en el Valle del río Upano en Morona Santiago

La publicación de Science ubicó a Ecuador en el centro de la arqueología regional. La investigación no partió de cero, incluyó trabajos anteriores. Por ejemplo, las conclusiones del estudio hecho por arqueólogos en 2015 que utilizaron el mecanismo LiDAR, una tecnología de teledetección que utiliza rayos láser para medir distancias y movimientos precisos en un entorno, en tiempo real.

 

Desde avionetas y usando escáneres se descubrió estructuras por debajo de la espesa vegetación del Oriente. Observaron patrones que se repetían en zonas elevadas. Los científicos apuntaron a sitios donde se había hecho pequeñas excavaciones o donde la población había informado de alguna tola.

 

Por otra parte, el estudio resalta los trabajos realizados por el padre Josefino Pedro Porras, en 1965, cuando se excavaron pequeños polígonos, y los del arqueólogo francés Stephen Rostain, entre las décadas de los noventa y dos mil

 

En estos trabajos fueron hallados 5 415 plataformas, 1 511 colinas truncadas, 157 plazoletas excavadas, 138 terrazas, 300 caminos, 93 drenajes y otros elementos. En total se halló 7 928 anomalías.

 

Estos descubrimientos siguen siendo un misterio porque no se han ordenado excavaciones.

Fuente: Ecuavisa

Exprésate Morona Santiago

Primer Medio de Comunicación Digital de la Provincia

Macas – Ecuador

Nativo Marketing